jueves, 31 de mayo de 2012

La tonta del bote


La semana pasada desde esta misma tribuna, mi amigo y compañero Fran Habas pidió un esfuerzo a nuestros jugadores por hacernos sentir por una vez en mucho tiempo “la guapa de la fiesta”. Esa chica que todos quieren llevar al baile, a la que todos miran y admiran, de la que todos hablan, en definitiva, hacernos sentir especiales y dichosos. Pues bien, lo consiguieron. Fuimos felices, nos sentimos grandes, especiales, elegidos y lo disfrutamos. Además aliñamos el cocktel como mejor sabemos hacerlo en Córdoba, con ese puntito de dificultad e incertidumbre que hace que las cosas sepan mejor, se saboreen más y se gocen más intensamente; y es que en Córdoba nos va la marcha.

Esta semana resulta que seguimos en boca de todos, salimos más que nunca en la prensa nacional, nos hacen reportajes televisiones que ni sabían que existíamos y ocupamos tertulias de radio en provincias donde el palabro “cordobista” no serviría de mofa y escarnio. No obstante todo es diferente, se nos acusa de tener la poca vergüenza de querer jugar un play off, de cumplir nuestro objetivo, de querer empatar un partido como otros 10 esta temporada. Se nos dice que somos fulleros, que amañamos partidos, que deberíamos salir a ganar porque el premio sería mayor, y por supuesto...que ellos nunca lo harían. En definitiva, quieren que pasemos de ser “la guapa de la fiesta” a “la tonta del bote”.

miércoles, 30 de mayo de 2012

Playoff se escribe con equis

Lo que estoy leyendo, viendo y escuchando esta semana, no es que roce lo esperpéntico, sino que es más surrealista que Belén Esteban impartiendo una conferencia sobre Federico Nietzsche. Nos hemos convertido en el ombligo de las noticias deportivas a nivel nacional. Estamos vigilados por los medios. Somos el Gran Hermano de la Liga Adelante, y vamos a cometer tal tropelía, que llevamos una pulsera localizadora para, a partir de perpretar el delito, puedan echarnos el guante de manera rápida.

Pero, alguien tenía que decirlo y yo lo hago, porque en este medio nadie me lo puede impedir: ¡VAMOS A EMPATAR! ¡Faltaría más!. ¡Joder!. ¡Cómo para salir a ganar con dos cojones... y acabar perdiendo! ¡Que Paco se ponga peluca y se quede por Galicia con su familia!. ¿En qué cabeza cabe que vayamos a Vigo a ganar el partido?. Pero, ni nosotros, ni menos aún el Celta. Señores, el Córdoba CCF se juega entrar en una lotería en la que, visto lo visto, no sería favorito a conseguir el premio. Otra cosa es que son eliminatorias un poco a cara o cruz, pero habrá equipos con mucho más fondo de armario que el nuestro, y, por lo tanto, con más posibilidades.

lunes, 28 de mayo de 2012

Honrados, pero no tontos

Es poco honrado, amoral y delictivo que un equipo de fútbol decida jugar un partido con la idea de perderlo, por intereses de terceros. Es evidente que se está manipulando la competición. Sin embargo, es honrado, moral y legal jugar a empatar un partido, si eso beneficia al equipo que juega con esa intención, aunque perjudique a terceros. Eso también es evidente.

Al Córdoba le interesa tácticamente no perder en Vigo. Podría conseguir algunos beneficios si ganase pero sería mucho más la pérdida de que, por querer ganar, se perdiera. Así que no perder es el objetivo. ¿Quién tratara de mediar y “obligar” al Córdoba a jugar por otros intereses que no sean los suyos? Gentes interesadas. Directivos y entrenadores de club y algunos periodistas.

domingo, 27 de mayo de 2012

Así fue, hijo

Foto: @luisalguacil (cordobadeporte.com)
Hijo, aquella fue una de esas tardes en las que no se podía fallar. Todo estaba dispuesto, ya que las peñas se movieron mucho. Casi dos horas antes del partido, había centenares de personas recibiendo al autobús del equipo. Desde el suelo se les veía la cara de concentración y de emoción, al ver tantas personas abajo esperándoles al sol, que lucía como luce en Córdoba en mayo. 

Cuando salieron al césped, desde el fondo norte cayeron millones de papelillos y miles de rollos de papel higiénico y globos. Parecía como aquel Boca-River que vimos la semana pasada por televisión. A continuación todo el estadio empezó a cantar el himno. Ya sé que eso pasa todos los domingos, pero entonces fue cuando empezamos a hacerlo y, al igual que ahora, era emocionantísimo.

Como en casi todos los partidos que un equipo se juega tanto, salimos con muchos nervios. El Murcia, que fue el rival, parecía estar concentrado y presionaban muy bien, pero su juego fue limpio. Yo no tengo tan claro que estuvieran tan primados como decía la gente. Cuando parecía que nos íbamos a ir al descanso con un empate, Charles, un delantero brasileño que teníamos, hizo el 1-0. Imagina como lo celebramos, Álvaro. Al poco de volver de los vestuarios, marcamos el segundo. Lo hizo Borja. Sí, sí, ese que estuvo en primera muchos años. ¡Qué clase tenía!

Entonces la gente empezó a estar más pendientes de la radio que del partido. Entre los resultados había de todo: el Hércules empataba en casa y el Almería fuera, ambos nos convenían, pero el Alcorcón palmaba en casa, y nos venía mal. También los futbolistas parecieron irse del partido y estar más pendiente de la grada, que les hacía de altavoz. Las cosas se complicaron cuando el Almería marcó su gol, pero peor se puso cuando el Murcia, del que nadie se acordaba ya, hizo el 2-1 y nos metió en el área. A nuestros futbolistas empezaron a temblarle las piernas y nos hicieron sufrir de lo lindo, a pesar de fallar varios goles hechos a la contra. 

Fue entonces cuando el Alcorcón terminó de remontar un 0-2 a un Valladolid que casi se despidió del ascenso directo. Nuestra victoria y ese 2-2, hacían que si el Celta y nosotros empatábamos en la última jornada, ellos subían y nosotros nos metíamos en el play-off. Los jugadores dieron la vuelta al ruedo, agradeciendo a la gente el apoyo durante la temporada. Creo que ellos también veían, como yo, que en Vigo la equis era fija y que el Arcángel disfrutaría, por primera vez después de décadas, de unas eliminatorias por subir a primera. ¿Ves, hijo, como me acuerdo perfectamente de aquella noche y no se me olvidará jamás, por muchos años que pasen?

Como si fuera esta noche la última vez

Cuando se comparten tiempos y otros intangibles con la amante deseada pero furtiva, siempre se tiene la sensación de que, tal vez, sea el último encuentro. Sobrevuela, perenne, la impresión de que el desenlace se acerca, que la libertad y el libertinaje de lo diferente irremisiblemente acabarán siendo ahogados por la rutina de la vida cotidiana. Nunca escapa de la conciencia que la historia es caduca de nacimiento, pero sumergidos en la pasión, la razón se ve obligada a coger vacaciones forzosas. Es entonces cuando uno se ve en la cúspide y da el máximo en todos los sentidos, dulcemente obligado por un sentimiento de infinito agradecimiento hacia la otra persona, que ha provocado todo ese torrente de felicidad. Cuando efectivamente llega el final, al evidente vacío se le une un aura de acogedora paz, imborrable de por vida cada vez que vuelve a la memoria algún pasaje de aquel amor.

sábado, 26 de mayo de 2012

La guapa de la fiesta

  Por ellos. Y por los que ya no están; y por los que un día decidieron cogernos de la mano y llevarnos por primera vez al viejo Arcángel; por aquel padre que apuraba los últimos minutos para pagar su abono mensual frente al Bar Gol; por los que no podrán estar en el choque más importante de las últimas cuatro décadas; por esos indecisos que, quién sabe, jamás abandonarán este sentimiento a partir de ahora; por los que se quedaron en el camino, hastiados tras una y otra decepción; por una ciudad que necesita una alegría con urgencia tras aguantar ninguneos de políticos de medio pelo; por esos que nunca te abandonaron y que siempre estarán a tu lado; por esos niños, los cuales ya han roto su silencio para proclamar a los cuatro vientos su sentir cordobesista, alejados de realidades superfluas disfrazadas de blanco o azulgrana; pero sobre todo, por ti, por el fiel seguidor blanquiverde.

Rafa, José y servidor, como podrían haber sido Juan, María o Andrés. Cordobesistas de pro que en pocas horas volverán a aparcar su anonimato para sentirse protagonistas de un más que posible bello sueño. Protagonistas de su pasión, de su sentimiento, de su forma de vivir la vida, porque para ellos, el Córdoba CF va mucho más allá de lo terrenal. Así lo decidieron. Locuras más que justificadas las realizadas amparados detrás de un escudo. Las mismas que serían insufribles y utópicas si el blanco y el verde no estuvieran de por medio. Todo por eso, por su sueño.

jueves, 24 de mayo de 2012

Ante todo, CÓRDOBA C.F.

Ante el intento de llevar un club desde la distancia, bajando a Córdoba un par de días a la semana: cientos de personas sin posibilidad de acción, que tienen el Córdoba las 24 horas en la cabeza.

Ante la desinformación sobre las entradas de Huelva y una subida de precio de 10 a 18 €: 800 cordobesistas en el Colombino llevando al equipo a la victoria.

Ante el diseño de la camiseta para los playoffs : incredulidad.

Ante el proyecto de una radio 24 h, sin un duro detrás: implicación máxima de los trabajadores de comunicación y de toda la afición.

Ante la falta de ideas para la animación por parte del club y su invisibilidad a las peticiones de apoyo: globadas, recibimiento al autobús del equipo, canto del himno casi perfecto, animación total.

Ante el no aprovechamiento de las casetas para vender entradas y el cierre prematuro de las tiendas para el mismo fin: 12.000 personas en el Arcángel.

Ante dos mañanas de juerga en la feria, radiadas para toda la afición, de la junta directiva, presidente a la cabeza, junto a otros empleados del club: partido perfecto de los profesionales y victoria 2-0 para seguir con la ilusión a tope.

Ante el dislate de hoy del cambio de precio de las entradas: esto todavía no está escrito. Veremos.

Ante el mes más importante de los últimos 40 años del Córdoba: improvisación y feria por parte de la directiva. Implicación máxima por parte de la afición y deportistas.

Ante el profesional del club que lo da todo: nuestro agradecimiento y reconocimiento.

Ante quien vive de la sopa boba: extirpación.

¿Ayuda el silencio y la ocultación de todas estas realidades? Ante todo, CÓRDOBA C.F.

miércoles, 23 de mayo de 2012

Ayúdanos al tocar el cielo

Un paso adelante. A estas horas todos los aficionados deben haber leido ya un par de crónicas de medios de comunicación, o de otros blogs cordobesistas. Por tanto, no queremos ser repetitivos y contarles a nuestros lectores que el gol de López Silva fue en el minuto tal, o la expulsión de Mariano Sánchez fue en el minuto cual. Vamos a alegrarnos por la victoria y a otra cosa.

No debemos echar la vista hacia atrás, ni, de momento, estar pendiente de los demás. Como el piloto de motos que tiene fijación por saber a cuanta distancia están sus perseguidores, y pierde unas milésimas preciosas y, sobre todo, concentración. No queremos que nadie nos quite el podium, y, para ello, hay que estar fijamente mirando hacia adelante. 

lunes, 21 de mayo de 2012

Abrácense

En esto del fútbol los abrazos son las piezas que alicatan la memoria. Cuantos más abrazos hayas recibido en tu historia futbolística, más te apasiona este deporte y, por tanto, más amas a tu equipo.

El primero que recuerdo me lo dio mi abuelo, cuando se dio cuenta de que se me caían las lágrimas (juro que intenté que no me viera) con el autogol de Ibarrondo, que nos hizo ganar al Sestao por 1-0, en aquella liguilla del 95 que se terminaron llevando los vascos. Otra ración tuve en el antiguo fondo de Riazor después de que una señora me asegurará a voces que el Elche había ganado 0-1 y estaba en segunda, muy a pesar de que yo había celebrado tres o cuatro goles del Barakaldo. Un desconocido se apiadó de mí (no, después no me pidió el teléfono).

sábado, 19 de mayo de 2012

La suerte nunca llama dos veces

Paco se la jugó pensando en lo que queda... y le salió mal. Con la caraja de Huelva, salimos mirando el cielo gerundense y en un plis plas, dos chicharros. Los catalanes no son nada del otro mundo, aunque lleven una buena racha, pero el derribo de las fichas del dominó de los dos Villarreales les ha dado aún más alas, y la motivación ha ganado a la empanada.

Que un jugador como Jandro es el alma de este equipo, ya lo sabíamos todos, menos Paco, y nuestro cuadriculado entrenador ha seguido manteniendo su discurso sin ordenar a uno de sus peones ser la sombra del talludito futbolista, que siempre nos la hace, como hoy. No se que habrá dicho Jémez en rueda de prensa, que no tengo yo el chichi pa farolillos, ni el cuerpo para escuchar valoraciones post-partidos. No me interesa, porque no me vale para nada. 

jueves, 17 de mayo de 2012

Y nos dieron las diez y las once...

... las doce, la una, las dos y [casi] las tres..., pero cuando uno se chupa 500 kilómetros para ver como su equipo gana, no hay dolor, por mucho que sufriéramos los peores 45 minutos jugados por el CCF en esta Liga. 

En un césped impracticable, impropio de un Club de la grandeza del Recre, el Córdoba salió con la tajá, suponiendo que el equipo contrario no le haría daño. Craso error. Los hermanamientos pueden existir en la grada, pero no en el campo. Las bandas en el primer tiempo fueron un verdadero coladero donde los albiazules entraban hasta la cocina cuando les daba la gana, ante la caraja de nuestros defensores, donde solo Gaspar, talludito en estas lides, infundía tranquilidad.

domingo, 13 de mayo de 2012

El sueño del calendario

Cada verano espero con ilusión el día en el que se sortea el nuevo calendario. El primer rival es anunciado a bombo y platillo, pero lo primero que yo miro cuando la lista de partidos cae en mis manos, es la fecha en la que visitamos Huelva. 

La única vez que vi al Córdoba allí fue en el 98, aun se jugaba en el viejo estadio y fue la última temporada del Recre en segunda B. Ya por entonces, las aficiones se dedicaban preciosos cánticos, con los ultras de ambos equipos compartiendo fondo y abrazos. Sin embargo, nos tocó un borracho como compañero de grada, que nos estuvo increpando durante el primer cuarto de hora, sin que mediara palabra por nuestra parte. Situados en preferencia, entre recreativistas, hubo un insulto que colmó el vaso y dos de ellos se llevaron al indeseable entre empujones y guantazos. Casi todo el sector nos pidió perdón por el comportamiento deleznable del energúmeno. Perdimos 2-1, pero se me quedó grabado aquella anécdota. Aquel año, el Córdoba se quedó fuera del play-off , en el que el Recreativo avasalló a Barakaldo, Espanyol B y Deportivo B.

Desde entonces, repito, me intereso por la fecha de nuestra visita a casa de los hermanos, pero por unos motivos u otros, nunca he podido volver. Cuando conocí que este año tocaba en la jornada 39, esbocé una sonrisa que pronto se borró cuando me percaté de que el duelo sería en miércoles, debido a las dificultades lógicas de un posible viaje en día laborable. De pronto empecé a soñar despierto. Imaginé que el equipo se presentaba en el Colombino con opciones de luchar arriba. Vi todo un fondo lleno de bufandas y banderas blanquiverdes ondeando al viento. El himno acompañó la salida de los nuestros, mientras los aficionados albiazules nos escuchaban respetuosos y sorprendidos. Me vi allí, gritando, sufriendo, viviendo la bella y desconocida sensación de optar a primera...me desvelé cuando recordé que estábamos en concurso de acreedores, asustado por la nueva directiva que tanta gente sin nombre estaba fichando y terminé de despertar cuando repasé nuestro pasado reciente.

Hoy, al ver de lejos el Nuevo Colombino cuando cruzaba el puente, de vuelta de Punta Umbría, he recordado aquel maravilloso sueño veraniego que se hará realidad el miércoles y he vuelto a agradecer al fútbol haberme atrapado en sus redes. Tengo la gran suerte de entender que esto es algo más que veintidós tíos corriendo detrás de una pelota. Algo que se entiende cuando se llora en un campo de fútbol.

sábado, 12 de mayo de 2012

Brotes blanquiverdes

Foto: @luisalguacil (cordobadeporte.com)
Se ganó, se goleó y no se sufrió. Todo lo que el cordobesista medio pedía se cumplió. De nuevo botella medio llena. Salió el Córdoba enchufado de la mano del revulsivo Pepe Díaz, quien la tuvo a los tres minutos, tras centro de Fernández, pero la mano de Pérez y el larguero evitó el primero. El Nástic sesteaba y pedía clemencia, algo que los blanquiverdes parecieron dar. Hasta que Gaspar remató mansamente de cabeza una falta lateral, que terminó en gol tras la pasividad de la zaga y portero rivales. Los catalanes andaban tranquilamente por el verde, sabedores de su inferioridad y sin ganas de molestar. Antes del descanso, un desentonado Taira tuvo la lucidez de servir un precioso centro desde la derecha para que Pepe cabeceara el segundo.

jueves, 10 de mayo de 2012

Creer en la victoria

El Nástic, hace poco equipo de primera, es el siguiente escollo a superar para lograr el ascenso. Un equipo por el que han pasado muy buenos jugadores, que han hecho disfrutar a su afición, pero que viaja a Córdoba esperando que los números confirmen lo que todos saben en Tarragona: que son de Segunda B.

miércoles, 9 de mayo de 2012

La hora de los gigantes

Como el titulo del disco del nunca bien ponderado Coque Malla, al Córdoba C.F. le ha llegado su particular “hora de los gigantes”. No me refiero a que veamos gigantes donde hay molinos, que también, si no que estamos en el momento de la temporada en que quienes se pongan la blanquiverde deben vestirse por los pies.

Hasta ahora al calor del hogar todo ha sido fácil (en ningún sitio como en casa ¿verdad?), pero cuando salimos de visita la cosa cambia. ¿somos muy tímidos? ¿no queremos hacer un feo al anfitrión? no nos da tiempo ni a saludar y ya nos hemos ido, el problema es que casi siempre calientes. Nos hemos enfrentado a equipos de media tabla para abajo que se nos aparecían cual aspirante a jugar la Champions, los que antes tocaban y tocaban con precisión ahora no dan una a derechas, la solvente defensa parece ahora mantequilla ante un cuchillo caliente, los mejores guardametas de la categoría se convierten en infantiles en su primer partido y lo peor es que últimamente nos encontramos ante la circunstancia de que los partidos caseros cada vez nos cuesta más sacarlos adelante lo que nos lleva a una situación límite. Estamos en el alambre donde un fallo, un movimiento mal medido se paga convirtiéndonos en el paradigma de la mediocridad.

Pues bien....chicos, chicas apártense, dejen paso, es el momento decisivo, el desembarco de Normandía, la batalla del Ebro, Waterloo, Bailén...aquí no hay lugar para cobardes. Es el momento en que debemos demostrar de que estamos hechos ¿es éste un equipo para ascender o estábamos al 200% hace un mes? Nadie osará poner un pero a esta temporada hagamos lo que hagamos de aquí al final liga, pero ¿porqué no intentarlo? Quedan 6 jornadas, 6 finales en las que hacer que una plantilla con un destino mediocre consiga un final de película de Bollywood, pero para eso hace falta que las piernas no tiemblen, tener la mente fría, el corazón ardiendo de fe y los del caballo de Espartero. Necesitamos que los 11 que salten al verde de aquí al final de liga sean aquellos que quieran hacer historia, que no les tiemble el pulso, que no les pese la presión y que se sientan afortunados porque si miran a la grada verán 10.000 gigantes sufriendo, gritando, apoyándoles y que matarían por cambiarse un minuto por ellos. Yo estoy preparado, faltan 9.999.

José R. Galván

lunes, 7 de mayo de 2012

Tengo miedo

Este blog nació en una noche muy similar a la que vivimos el viernes. En aquel momento necesitaba un sitio donde desahogarme, en el que esparcir mi sufrimiento con la esperanza de que alguien lo leyera y se sintiera identificado. Después el blog ha ido creciendo y casi nunca ha vuelto a servirme de paño de lágrimas, sino más bien como un sitio de reflexión, opinión e, incluso, información.

Sin embargo, hoy vuelvo a necesitarlo para llorar un poco, a ver si así me desahogo y comienzo la semana con otro pie. El partido de Alcoy me ha hecho mucho daño. Probablemente ha sido el sobresalto definitivo para desvelarme (que no despertarme), después de un mes de pesadilla en pesadilla. Desvelo del sueño, porque vuelve a ser un sueño. 

sábado, 5 de mayo de 2012

Sobrevivió


El Córdoba rescató un punto después de 80 minutos indignos de un aspirante al ascenso. Esa es la síntesis, sin paños calientes. Salió de paseo el Córdoba, a disfrutar de la rasa noche alcoyana sin recordar que se envidaba buena parte de las posibilidades de alcanzar su sueño en junio. El Alcoyano sí sabía a lo que había que jugar y llevó el partido donde quiso, simplemente levantando la pelota y presionando la salida de balón del contrario. Sin rumbo, el Córdoba encajó dos goles entre los minutos 20 y 25, aunque el segundo hay que achacárselo a una laguna mental de Arias, que convirtió en gol una pelota sin peligro.


Ni con 2-0 respondía el Córdoba. Paco le cortó la cabeza al capitán como medida disuasoria, pero nada. El tercero estuvo cerca en un testarazo de Aloisio que sacó Charles bajo palos. Pasaron 35 minutos hasta que Silva y Borja tocaron la pelota, y el resultado fue un gol. La única oportunidad estaba en las aprovechar las bandas, pero Pina y Morcillo (sí, Morcillo) parecían Alves y Marcelo.

miércoles, 2 de mayo de 2012

La presión, ese tópico

Entramos en un mayo especial, festivo para el cordobés, pero atípico y intrigante para el cordobesista. En estas fechas siempre nos atiborramos con abundantes raciones de cuentas de la vieja. No ha cambiado este detalle, salvo que ahora los números se echan para calcular las posibilidades que tenemos de meternos arriba. Dulce permuta esta.

Hay muy pocos aficionados, entendidos, técnicos, etc. que hayan seguido la segunda división durante esta temporada, que no estén de acuerdo en que, hoy por hoy, el Córdoba merece jugarse el ascenso en las eliminatorias de junio. La unanimidad es casi un hecho. La propuesta futbolística de los nuestros ha embelesado a propios y extraños, y borbotones de halagos y cumplidos han ido llegando a la ribera de Guadalquivir desde todos los puntos del país.